La Federación Inglesa no tomará ninguna medida tras el enfrentamiento entre Guardiola y el técnico del Wigan