La selección española ya está en Kazan para enfrentarse a Irán