El Barça cumple y canta el alirón en Granada