La llegada de Kalinic aparta a Gameiro del Atlético