Los compañeros de profesión tienen algo que decirle al maestro Hermida