Queralt y Ernesto tienen un hijo con una enfermedad rara