Montoro quiere que los ex altos cargos sólo cobren un sueldo