EE.UU presiona a Alemania para que salve a los bancos españoles