Ricardo e Iván han demandado a un colegio por no aceptar a su hijo en el colegio por su condición de homosexuales