Se suspende la privatización de la gestión de la sanidad