Así fue el robo en casa de Camilo Sesto