Los vecinos de Bormujos, en pie de guerra contra el ayuntamiento