Rafa, un peluquero autónomo que sufrió los efectos de la crisis económica