Irene, española en Ecuador: "Enseguida notamos que no era un temblor más"