Un especialista cree que el grado de la enfermedad de Nadia es leve