Sánchez lanzó dardos al PP y a los barones del PSOE en su discurso