La Duquesa, al sol de Ibiza