Guerra de sombrillas: Desde primera hora de la mañana por conseguir un lugar en primera línea de playa