Brutal paliza entre ingleses en los pasillos de un edificio turístico de Magaluf