Moisés, el recogepelotas que se convirtió en héroe por su maniobra para salvar a un jugador rival