Puigdemont y Torra anuncian un otoño caliente y exigen a Sánchez que aclare su proyecto para Cataluña