Sandra, española residente en Londres, sobre el incendio: “Es horrible, la gente se tiraba de la torre”