La tragedia en Caldes de Malavella: "No lo soporto, es como si hubieran sido hijos míos"