La familia de José Fernando habría querido inhabilitarle para poder ingresarse sin su consentimiento