Ortega Cano y su hijo, a un paso de la reconciliación gracias a Ana María Aldón