Rosa Benito, descalza y con voto de silencio tras la Virgen de Regla