La policía investiga la posible relación de una fiesta rave con el crimen de Susqueda