De Páramo: “A Puigdemont le gusta más los monólogos que las reuniones”