Los padres de Manuel podrían regresar a su casa okupada esta semana