Habla el hombre que hizo el pozo de Julen: “Llevo cuatro o cinco días sin dormir”