Los Duques de Palma cobraron más de un millón de euros a través de Aizoon