El empresario fallecido tras la agresión de los mossos presentaba un bajo nivel de cocaína