La familia de María José Carrascosa, feliz con su puesta en libertad