La Infanta Cristina seguirá imputada, según Paloma García Pelayo