Aficionado a 'Walking dead' y las armas: así era el agresor de la ballesta