Continúan los trabajos de los investigadores y militares en la zona cero