Jonathan y la madre de la niña se conocieron por Internet