El maquinista del Alvia siniestrado en Santiago pide perdón en una carta