La mujer abrasada con ácido ha pedido una orden de alejamiento de su marido