Guzman Sánchez fue testigo de los asesinatos de Pere Puig