Guerra de presiones y aire tropical: la razón de que esté haciendo un calor desmesurado en febrero