Tormentas y desplome de temperaturas de hasta 7ºC: la inestabilidad se extiende al Mediterráneo