Apareció la calidad rusa para "golpear" a Chequia