El “góspel con canciones modernas” da el pase a Rainbow pese a la reticencia de Risto