El marido de Miriam sufre un infarto