Edurne brilla en el escenario al ritmo de los niños de Marakatá