Joel vuelve a dejar a todos boquiabiertos con su sorprendente truco de magia