Asraf, impasible ante el ataque de los zombies, pero con beso incluido