Prueba superadísima: los concursantes se dejan la piel en el circuito militar