Sobrevivió al desastre de Hiroshima